Contáctanos

InfoEnergía

Nissan liderará la tecnología de baterías de estado sólido para la alianza con Renault y Mitsubishi

El Petrolero

Nissan liderará la tecnología de baterías de estado sólido para la alianza con Renault y Mitsubishi

Los socios de la Alianza, Renault, Nissan y Mitsubishi, han afirmado que su cooperación es “más fuerte que nunca”, al tiempo que han anunciado una “hoja de ruta 2030” para aportar claridad a la próxima generación de vehículos.

En concreto, la hoja de ruta ha señalado cuánto compartirán los futuros productos de cada marca entre sí para mantener los costos bajos, y cuánta diferenciación mantendrán para obtener diferentes distintivos.

Los responsables de cada empresa expusieron sus opiniones, con un enfoque evidente en Europa, donde las estrictas normativas sobre emisiones incentivan la cooperación para reducir los costes de capital.

Nissan ha sido elegida para encargarse del desarrollo de las esperadas baterías de estado sólido (ASSB) de la Alianza, con el doble de densidad energética que las actuales baterías de iones de litio y una capacidad de carga más rápida.

Una batería común

Las baterías de estado sólido, que se encuentran en la vanguardia de la tecnología de las baterías, ofrecen mayores rendimientos, mayor autonomía y tiempos de carga más cortos que las tecnologías de baterías existentes.

Esta medida se anunció durante la hoja de ruta de la Alianza Renault-Nissan-Mitsubishi para 2030, en la que se hizo especial hincapié en los vehículos eléctricos.

El objetivo de Nissan es comenzar la producción en masa de baterías de estado sólido en 2028 y se dice que tienen el doble de densidad energética que las actuales baterías de iones de litio, al tiempo que reducen el tiempo de carga en un tercio.

En el futuro, en un momento no especificado más allá de 2028, Nissan pretende equiparar los costos de los vehículos equipados con ASSB con los de los vehículos con motor de combustión interna.

La Alianza planea gastar 23.000 millones de euros (US$ 36.000 millones) en los próximos cinco años en electrificación y también espera alcanzar una capacidad total de producción de baterías de 220 GWh para vehículos eléctricos en 2030.

También tiene previsto trabajar con sus socios para reducir los costes de las baterías en un 50% en 2026 y en un 65% en 2028.

Como parte de la hoja de ruta también se han anunciado numerosos vehículos nuevos, entre ellos un sucesor del Mitsubishi ASX basado en el Renault Captur y un sucesor del Nissan Micra basado en el nuevo Renault 5.

Este anuncio de que Nissan desarrollará baterías de estado sólido para Renault y Mitsubishi es la continuación de la visión Ambition 2030 de Nissan, que incluía promesas muy similares de ASSB.

La principal preocupación de las baterías es su corta vida útil, por lo que sigue desarrollando materiales de electrolito sólido. Otro problema que ha aparecido con las baterías de estado sólido es su escaso rendimiento a bajas temperaturas.

La propia Nissan anunció entonces que invertiría 2 billones de yenes (24.600 millones de dólares) en electrificación durante los próximos cinco años.

También presentó cuatro conceptos futuristas llamados Chill-Out, Max-Out, Surf-Out y Hang-Out.

Otros fabricantes también están participando

La Alianza no es la única que está explorando la viabilidad de la tecnología de baterías de estado sólido, ya que muchos otros fabricantes de automóviles también están entrando en acción.

Toyota anunció a finales de 2021 que su objetivo es vender únicamente vehículos de cero emsiones en Europa para 2035 con la tecnología de baterías de estado sólido en el menú.

El gigante japonés ha estado probando la tecnología desde 2020 y dice que primero introducirá las baterías de estado sólido en sus vehículos híbridos.

El fabricante de automóviles con sede en Nagoya afirma que el uso de las baterías en sus híbridos primero le permitirá obtener la opinión de los clientes antes de introducir la tecnología en sus próximos vehículos eléctricos.

Stellantis y Mercedes-Benz anunciaron a finales de 2021 que se han unido a la tendencia de las baterías de estado sólido y han firmado acuerdos conjuntos con la empresa estadounidense Factorial Energy para desarrollar baterías de estado sólido para sus vehículos.

Las empresas pretenden introducir su “primera tecnología competitiva de baterías de estado sólido” en 2026.

Hyundai y Kia también se han asociado con Factorial Energy para probar sus baterías de estado sólido en sus vehículos eléctricos.

BMW y Ford han invertido en una empresa estadounidense rival llamada Solid Power, también especializada en baterías de estado sólido. Hyundai también ha invertido anteriormente en esta empresa.

En diciembre de 2020, la empresa QuantumScape, respaldada por Volkswagen, anunció que tendría sus baterías de estado sólido listas para la producción en 2024, mientras que el centro de desarrollo de baterías de GM en Warren, Michigan, anunciado recientemente, desarrollará baterías de estado sólido entre otros tipos de baterías, incluidas las de silicio.

Fuente: World energy trade

Sigue Leyendo
Tal vez te interese …
Click para comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ir Arriba